El músico del mes: Jo Jones

Cuando se trata de instrumentos de percusión, no golpeas la batería, tocas la batería”.

Desde que empezamos con estas entradas en nuestro blog me empecé a interesar cada vez más en todos esos músicos que acompañan (sidemen) y que muchas veces no conocemos porque no dirigen las bandas o no se prodigan tanto con los solos, y no han tenido la fama que se les suponía, pero que bajo mi punto de vista hacen mucha parte del trabajo sucio y generan esa cohesión y ese sonido compacto que hace del swing una autentica delicia.

En esta última entrega de este curso voy a seguir hablando de parte de los integrantes de la All Amercan Rhythm Section (Walter Page al contrabajo, Freddie Green a la guitarra, Jo Jones en la batería y Count Basie en el piano) conocida por la gran mayoría como la mejor sección rítmica de la historia del jazz, la sección rítmica de la orquesta de Count Basie. Más concretamente de Jonathan David Samuel Jones, más conocido como Jo Jones, y posteriormente llamado Papa Jo Jones.

 

All American Rhythm Section con Jo Jones en medio de la imagen

 

Jo Jones nació en 1911 en Chicago y desde muy joven destacó por su gran variedad de talentos artísticos: tocaba saxofón, piano, batería, sabía bailar tap y tenía habilidades circenses. Trabajó como baterista y bailarín de claqué en espectáculos de ferias hasta que a finales de los años 20 se mudó a Alabama, donde se estaba formando una de las bandas que dio forma al núcleo de la orquesta de Count Basie, los Blue Devils, en donde participaron Count Basie, Walter Page, Freddie Green, Lester Young y el propio Jo Jones. Basie deja el grupo en 1929, y en 1933 la banda se disuelve completamente. Estos músicos terminaron tocando en el grupo de Bennie Moten, pero en 1935 éste fallece y Basie toma su lugar. Para 1936 empieza a tomar forma lo que sería la Count Basie Orchestra, aunque en un principio el grupo se llamó Baron´s of Swing .

 

Blue Devils

 

La batería moderna dio su primer paso hacia la madurez cuando Jo Jones llegó a Nueva York en 1936 con la banda Count Basie. En unos pocos años, Jo se convirtió en el ídolo de cientos de bateristas en todo el país que emularon el estilo que él perfeccionó. De hecho, fue la influencia para grandes ejecutantes posteriores, como Buddy Rich, Roy Haynes, o Louie Belson. Max Roach solía irlo a ver al West End Jazz Club en Nueva York, para aprender de él.  Hay una frase del músico, periodista e historiador de jazz, Bruce H. Klaube, que resume de alguna forma el protagonismo de Jo Jones en el jazz y su influencia en la batería jazz a partir de ese momento, dice así: “Si Max Roach y Kenny Clarke son considerados los padres de los bateristas modernos, entonces Jonathan “Jo” Jones tiene que ser el padrino”.

 

 

Muchas de las cosas que se dan por sentadas hoy en día a la hora de tocar la batería (como por ejemplo, el Ride Cymbal), fueron establecidas gracias a Jo Jones y a sus estilos innovadores para la época.  Jo Jones fue uno de los primeros en utilizar las escobillas en la batería y hizo que el Hi Hat no solamente mantuviera el ritmo, sino que contara con una cantidad de variedades tonales, haciéndose parte de la armonía y no obstruyéndola. Es uno de los bateristas cuya concepción del instrumento es verdaderamente melódica. Su estilo era orgánico, cálido y su suavidad, precisión y pulso daban un toque irresistible a todas las grabaciones. En contraste con el estilo de batería de jazz predominante ejemplificado por el fuerte e insistente golpeteo del bombo de Gene Krupa en cada tiempo, Jones a menudo omitía tocar el bombo por completo. La elegancia era algo que destacaba en su ejecución, y parecía que no hacía esfuerzo alguno al realizar sus improvisaciones.

 

 

A pesar de su imagen sonriente y su talante incluso de showman en sus apariciones en las grabaciones de la época, siempre se ha comentado que el carácter de Jo era muy fuerte, llegando algunas veces a un temperamento irascible como se puede afirmar en una de las anécdotas más conocidas de la historia del Jazz. La noche de 1937 cuando Jo Jones arrojó uno de los platillos de su batería a un joven Charlie Parker por no poder seguir los acordes de la pieza que estaban tocando.

De hecho esta anécdota volvió a popularizarse en 2014, cuando en la película Whiplash sucede algo similar entre el protagonista y su profesor de jazz y se recuerda el incidente entre Charlie Parker y Jo Jones y como esto provoca que Charlie Parker mejore hasta convertirse en la estrella del Jazz que fue.

Si queréis conocer a fondo la historia podéis leer el siguiente articulo  en el que  explican a fondo tanto la anécdota de Jo y Charlie Parker como  su inclusión en la película.

 

 

En los años 70, ya apodado como «Papa» Jo Jones, para asegurarse de que no lo confundieran con «Phillie» Joe Jones, a pesar de tener un legado y reconocimiento dentro del jazz como virtual padre de la batería del jazz moderno es algo así como un hombre olvidado en los Estados Unidos, lo que hace que emigre a Europa. Y es en Francia, donde en 1973 donde graba su disco “The  Drums”.  El disco comienza con una grabación que dice: “Damas y caballeros, esto es una grabación experimental. Es experimental para mí, y espero que lo sea para ustedes. Siempre habrá un misterio alrededor de la batería, y la batería resulta ser, el padre de la sección rítmica”. Es una especie de  autobiografía en formato LP, que no ha tenido gran repercusión a nivel comercial pero que no es nada habitual y es muy interesante de escuchar.

 

 

Si os gusta la lectura os recomiendo su biografía Rifftide, extraída de catorce cintas grabadas durante ocho años a partir de 1977. Rifftide es una serie impresionista de riffs y cuentos de Jones, donde cuenta tanto su vida como músico como su parte más personal en un país en medio de grandes cambios sociales y culturales.

 

Papa Jo Jones fue uno de los ejemplos perfectos del swing, un pionero de la percusión y uno de los más grandes bateristas swing al nivel de Chick Webb y Gene Krupa, nada más ni nada menos. Su estilo y enfoque musical de la batería inspiraron a grandes leyendas del jazz con las que compartió escena o grabación como Illinois Jacquet, Billie Holliday, Art Tatum, Duke Ellington, Count Basie, Coleman Hawkins o Roy Eldridge entre otros. A continuación os dejo una playlist con muchas de sus versiones de standards de jazz así como colaboraciones con otros grandes estrellas del jazz.

 

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *